CGT denuncia que la empresa Dulcinea amenaza a las trabajadoras para evitar que ejerzan su derecho a huelga

CGT denuncia ante la opinión pública y al Ministerio de Defensa que la empresa Dulcinea SL, a través de su directora de fábrica y cocina, Vanesa Mancebo Campos, amenaza a las trabajadoras para evitar que ejerzan su derecho a huelga.

.

Después de más de 90 días sin recibir salario alguno y soportar “el ninguneo acosador de la empresa y la más absoluta desidia en cuanto a sus condiciones laborales, estas trabajadoras no tienen más remedio que hacer huelga”.

No han valido las numerosas denuncias ante la Inspección de Trabajo. Inspección que “se queja amargamente del ninguneo que la empresa manifiesta ante los requerimientos que la Inspección de trabajo le hace, sin que se digne personarse ante las citaciones que la Inspección de Trabajo le realiza”.

CGT considera que si las vías legalmente establecidas no funcionan el llamado estado de derecho es “papel mojado y siempre las personas trabajadoras tendrán que estar sometida a esclavitud de sus Amos. Es un hecho intolerable en una sociedad que se dice democrática que esta evidente muestra de poder autoritario por parte de la empresa Dulcinea no sea inmediatamente cercenado, cortado, impedido, por el Ministerio de Defensa que es la administración pública que la contrata”.

Las trabajadoras no sienten que solo se les vulneras sus derechos de trabajadoras también como mujeres. La empresa, que no se digna contestar los asuntos que se le plantean por parte de trabajadoras, CGT o inspección de trabajo, utiliza la noche antes del inicio de la huelga para mandar mensajes amenazantes llenos de mentiras para asustarlas. Esto es también acoso laboral en toda regla y delito para vulnerar el derecho a Huelga”, señala el sindicato.

Las trabajadoras de Dulcinea, con sus camisetas rojas portando utensilios de cocinas, tambores y pancartas han recorrido el mercadillo de Algeciras gritando frases como “a las Agustinas no se les humilla ni maltratas”, o “Dulcinea paga ya”. Portaban dos pancartas una con la que tiene la foto de la Ministra de Defensa Margarita Robles con la leyenda “Margarita no nos dejes sola”, y otra en la que se ven bragas donde dice “Dulcinea escucha las agustinas no se bajan las bragas” .

María Dolores, delegada de CGT, comentó que había estado hablando con el alcalde de Algeciras José Ignacio Landaluce el cual le confirmó que el próximo día 3 iba estar en Madrid y que le trasladaría este injusto asunto al Ministerio de Defensa, proponiéndole que “mientras Dulcinea no demuestre que está al corriente de los pagos con sus trabajadoras que el Ministerio no se le pagara un euro”.

CGT va trasladar un dossier a la Ministra de Defensa de todas las irregularidades que esta empresa viene cometiendo.

Noticias relacionadas